México y China

  • El Presidente Peña Nieto manifestó su confianza de que con decisión política y audacia empresarial se podrá incrementar la presencia de los productos mexicanos en China
  • Informó que en 2012 México importó 57 mil millones de dólares de China, pero sólo le exportó 5 mil 700 millones de dólares

 Por Inocencio Rodríguez Barrera

mexico-china

México y China dieron inicio al relanzamiento de las relaciones bilaterales con una visión común convertida en compromiso al más alto nivel oficial y privado: equilibrar la balanza comercial que nos es desfavorable en 90 por ciento. Para ello los presidentes Xi Jinping y Enrique Peña Nieto acordaron poner en marcha una Asociación Estratégica Integral para transitar de un modelo de eventual competencia económica, a otro de mayor complementariedad productiva y de beneficios mutuos.

Este acuerdo fue establecido en el marco de la visita a México del presidente Xi Jinping, quien sostuvo un encuentro privado con el primer mandatario mexicano, en el que analizaron el estado que guarda la relación bilateral en su conjunto.

Luego de reiterar que el encuentro con el Presidente chino Xi Jinping constituye el lanzamiento de una nueva etapa en las relaciones entre México y China, el Presidente Peña Nieto, garantizó ante empresarios de ambas naciones que México es hoy un destino serio, confiable y atractivo para invertir.

Al participar en la Vigésimo Segunda  Reunión Plenaria Empresarial México-China, el presidente Peña Nieto manifestó su confianza de que con decisión política y audacia empresarial se podrá incrementar la presencia de los productos mexicanos en China y fomentar que más empresas chinas inviertan y generen empleos en México.

Subrayó la importancia del acuerdo alcanzado con el Presidente de China, Xi Jinping, comienza una nueva etapa en la que habrá una comunicación entre gobiernos más estrecha, más continua y al más alto nivel.

Por su parte, el Presidente de la República Popular China, Xi Jinping, aseguró que, junto con el Presidente Peña Nieto, “coincidimos en que las relaciones chino-mexicanas ya se extienden más allá del ámbito bilateral, para cobrar un creciente carácter global y estratégico en sus respectivas relaciones exteriores”.

El dignatario chino afirmó que al elevar la relación entre ambas naciones al nivel de Asociación Estratégica Integral “se trata no sólo de transmitir a nuestros dos países y a toda la comunidad internacional la activa voluntad de fortalecer, aún más, la cooperación amistosa de beneficio recíproco entre China y México, sino también hacer una planificación estratégica para el desarrollo de los lazos binacionales a largo plazo”.

Xi Jinping insistió en que México y China pueden resolver sus problemas surgidos en el pasado mediante el respeto mutuo, el beneficio recíproco y el ganar-ganar.

“Ambas partes deben considerar invariablemente a la otra como socio de cooperación y ver en su desarrollo una importante oportunidad para el propio progreso, enfocando y promoviendo desde una altura estratégica el sano desarrollo, la cooperación bilateral en lo económico y comercial”, apuntó.

El mandatario Xi Jinping expuso cinco puntos en los que opinó deben enfocarse los esfuerzos de México y China para enriquecer constantemente la Asociación Estratégica Integral, como enfocar la cooperación bilateral con una visión estratégica para el propio progreso de la cooperación bilateral en lo económico y comercial.

Ensanchar las áreas de colaboración con una mentalidad innovadora. “El Presidente Peña Nieto y yo nos pusimos de acuerdo en identificar la energía, minería, construcción, infraestructura, ciencia y tecnología como ámbitos prioritarios de la cooperación binacional con vistas a formar continuamente los nuevos puntos de crecimiento de nuestras inversiones”.

Igual propuso resolver los problemas con soluciones basadas en el beneficio mutuo y la ganancia compartida. “Ya hemos tomado una serie de medidas efectivas para aumentar nuestra importación desde México. Se harán activos esfuerzos por buscar un desarrollo balanceado en nuestro comercio.”

Igualmente recomendó reflexionar un marco jurídico en favor de las inversiones en ambos sentidos y consolidar la cooperación económico-comercial, mediante la activa participación empresarial.

El Presidente Peña Nieto señaló que en el propósito de alcanzar mayor complementariedad y beneficios mutuos en la relación México-China, es necesario hacer frente a dos claros retos en nuestros intercambios económicos: lograr un mayor equilibrio entre nuestras importaciones y exportaciones; y concretar oportunidades de inversiones entre ambos países.

Informó que en 2012 México importó 57 mil millones de dólares de China, pero sólo le exportó 5 mil 700 millones de dólares. Asimismo, en los últimos 13 años China se ha consolidado como la segunda fuente de importaciones mexicanas, pero es apenas el trigésimo segundo país inversionista.

Por ejemplo, citó, en 2012 las importaciones chinas representaron el 15.4 por ciento del total adquirido, mientras que la Inversión Extranjera Directa de aquel país sólo representó el 0.6 por ciento del total que recibió México.

Por ello, el jefe del ejecutivo afirmó: “alcanzar un mayor equilibrio en nuestra balanza comercial y detonar mayores inversiones de China en México, son asuntos prioritarios en la agenda que mi gobierno habrá de impulsar. Además, el Presidente Xi Jinping nos ha reiterado todo su apoyo para trabajar juntos hacia el logro de ambos objetivos”.

Mencionó la gran oportunidad para que los empresarios puedan potenciar y aprovechar al máximo los diferentes instrumentos acordados entre los gobiernos para el fortalecimiento de nuestra relación económica. “Yo estoy convencido de que con la inventiva y espíritu emprendedor, podrán potenciar su presencia en el gran mercado consumidor chino”, manifestó.

En este marco  anunció el acuerdo alcanzado ayer con el Presidente Xi Jinping para que México sea la sede de la Cumbre de Negocios China-América Latina en 2015.

El Primer Mandatario dijo que México ve en su apertura al mundo una plataforma para impulsar su crecimiento económico y acelerar su desarrollo social. “Estamos conscientes de que en los años por venir gran parte de las oportunidades económicas estarán en la región Asia-Pacífico, donde China tiene un papel relevante y fundamental”.

Mencionó que entre  los sectores México ofrece posibilidades de inversión figuran, además de los enumerados por el presidente chino, los de  minería, ferrocarriles,  transportes, industria agroalimentaria, eléctrico-electrónico y  financiero

Asimismo en su visita al Congreso mexicano, el presidente Xi Jinping, recalcó que se debe aprovechar el peso que tiene México en América Latina, región que posee condiciones inigualables para el desarrollo.

Detalló que su país invertirá 500 mil millones de dólares en el mundo  en los próximos cinco años y por ello la creación de la Asociación Económica Estratégica con México fue también  un mensaje para la comunidad internacional.

Tags:

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *